#gruemenu.grue

Los problemas de fronteras entre México y Estados Unidos

Los problemas de fronteras entre México y Estados Unidos La frontera entre México y los Estados Unidos tiene más de 3 mil kilómetros. Se extiende a lo largo del Río Bravo, luego cruza los desiertos de Sonora y Chihuahua y finalmente recorre parte del Río Colorado y de Baja California. Los límites fueron fuente de distintos conflictos durante el siglo XIX y XX. La inmigración ilegal hacia los Estados Unidos también ha originado tensiones, así como el tráfico de drogas y de armas en tiempos recientes. La independencia de Texas En 1835 se inició una guerra entre la provincia de Texas y México que dio como resultado la independencia de esta región un año después. El conflicto se originó cuando el presidente Antonio López de Santa Anna expidió una legislación centralista que le quitaba gran parte de su autonomía a las provincias. De tiempo atrás Texas estaba ocupada en su mayoría por familias de origen estadounidense. Adicionalmente los texanos no querían acatar la prohibición de la esclavitud establecida por México. Guerra entre México y Estados Unidos Texas fue anexado a los Estados Unidos en 1845. Poco después el país del norte ofreció comprar otros territorios, pero los mexicanos se negaron. Para definir las nuevas fronteras el ejército estadounidense envió tropas que terminaron invadiendo los estados de Nuevo México, Alta California, Coahuila, Veracruz, Puebla y Estado de México. Los invasores ocuparon Ciudad de México y el presidente del país presentó la renuncia a su cargo. De inmediato se iniciaron las negociaciones de paz entre las dos naciones. La paz y las nuevas fronteras El Tratado de Guadalupe Hidalgo fue firmado por Estados Unidos y México en 1847. A través de éste los Estados Unidos tomaron formalmente posesión de los estados de Nuevo México y Alta California. En total México cedió más de 2 millones de kilómetros cuadrados, casi la mitad de su territorio en ese entonces. Estados Unidos pagó a cambio 15 millones de dólares. Entre 1847 y 1848, México vendió otros 76 mil kilómetros. Las fronteras definitivas se fijaron solo hasta 1978. La inmigración ilegal La frontera entre Estados Unidos y México también es un límite entre el primer y el tercer mundo. Durante décadas se ha producido allí una multitudinaria inmigración ilegal de personas de Centro y Suramérica hacia el país del norte. Esto ha originado fuertes tensiones, principalmente por el maltrato de las autoridades hacia esos migrantes. Parece haber una doble moral en tanto el mercado de USA se ha beneficiado de la mano de obra barata que aportan estos ilegales. El tráfico Con el auge del narcotráfico los problemas fronterizos se complicaron aún más. México es el paso por excelencia para el transporte de drogas ilegales hacia Estados Unidos. A su vez Estados Unidos ha creado un significativo mercado ilegal de armas hacia los países del sur, hecho que explica en parte los agudos brotes de violencia en México y otras naciones. Estados Unidos optó por edificar un muro fronterizo de seguridad, conocido en México como “Muro de la tortilla”.

Facebook